Seleccionar página

Principales modelos de negocio para app móviles

Cuando hablamos del sector de las aplicaciones móviles vemos que desde hace años que tuvo la gran explosión ha tenido gran trascendencia en el mundo tecnológico. En los últimos años, es cierto que vemos que está algo saturado, y ya no sirve con estar en un market de aplicaciones, sino que debe ser de calidad, ofrecer algún plus añadido al usuario y utilizar un posicionamiento ASO adecuado.

Hay una aplicación para todo, y existen desarrolladores detrás de cada herramienta para ofrecer nuevas funciones o modelos de negocio para app novedosos. Entonces, surge la cuestión ¿cómo monetizar con una aplicación? En este post explicaremos las principales formas de hacerlo y cuál puede ser la mejor para tu aplicación.

¿Versión free o de pago?

Esta pregunta es una de las primeras que debemos marcarnos. Pues aunque a veces podemos tenerlo claro y decantarnos por un modelo u otro, hacer el cambio una vez se ha lanzado la app puede tener difícil acogida por el usuario. Ambos modelos tienen sus ventajas, pero hay que conocer qué puede ofrece cada uno y cómo aprovecharlo.

Una versión free o gratuita siempre puede resultar muy atractiva para usuarios potenciales. El poder probar la aplicación sin tener que pagar no supone ningún riesgo económico para el usuario. Si le gusta la dejará en su móvil y si no es así la desinstalará y únicamente habrá perdido esos minutos de instalación y prueba de la app.

Sin embargo, el mundo de las aplicaciones gratuitas se asocia a veces a un producto poco elaborado. Esto sucede en más ocasiones en versiones iOS que en Android, puesto que en iOS la tendencia es pagar por las aplicaciones. «Si es de pago, tiene que ser bueno«, parece ser el lema más difundido. Por contra, en el universo Android la gratuidad está más implantado.

Si elegimos una app de pago como base del proyecto debemos tener en cuenta que no debemos introducir publicidad en la misma. Pero surge la duda, ¿cuál debe ser el precio de venta adecuado por el que el usuario está dispuesto a pagar? Es difícil medir y es bueno conocer cómo tiene la competencia los precios. Es común en la actualidad ver precios de aplicaciones de 0,99€, 0,89€, etc. cercanos a la unidad.

La clave de esto es conocer el usuario que va a utilizar la aplicación. Si va dirigida a un público adolescente, esta debería ser gratuita; en caso de ir dirigida a negocios o alguna herramienta muy específica, esta debería ser de pago por la exclusividad o la facilidad del usuario por reconocer ese extra diferenciado que ofrece.

Micropagos dentro de la app

Una vez hemos decidido si la app será de pago o no, toca decidir si insertaremos el concepto de micropagos. Hablamos de pequeños pagos dentro de la aplicación para obtener una serie de servicios adicionales que no incluye la base de la app, y que ofrecen un plus exclusivo para el usuario.

Este modelo de micropagos funciona muy bien con las aplicaciones gratuitas y sobre todo en juegos. Ofrecer diferentes personajes, skins, dinero virtual u otros servicios en los que el usuario considera la necesidad de tener para el disfrute pleno de ese juego. En ocasiones el gran beneficio para el desarrollador son estos micropagos y no el cobro de la app, ya que el usuario puede ser reacio a comprar algo que no ha probado con anterioridad.

¿Publicidad o pagar por eliminarla?

Dentro del mundo publicidad en aplicaciones, tenemos dos variantes: una de ellas es el cobro por mostrar publicidad de terceros, en el que el formato de la publicidad que se muestra en la app no suele estar bien implementado; y, por otro lado, podemos ofrecer al usuario la opción de eliminar la publicidad en la app de forma definitiva o temporal por un importe razonable.

En ocasiones los desarrolladores ofrecen en los market una versión free con publicidad y otra de pago sin publicidad. De esta manera se aseguran dos descargas en caso de que el usuario quiera la versión sin publicidad porque habrá probado la versión gratuita antes.

Servicios premium y suscripción

Este es otro modelo muy interesante y uno de los modelos de negocio para app con más éxito, la suscripción. Tenemos ejemplos como Spotify, que con su servicio de suscripción premium elimina la publicidad de la aplicación, además de otros servicios adicionales que en la versión free no se incluyen.

Ofrecer un servicio premium no debe suponer una barrera para el usuario. Podrá usar la versión free con limitaciones, y en cuanto encuentre que necesita los servicios adicionales pagará la versión premium. El usuario es propenso a probar, toquetear y experimentar dentro de la app gratuita y ofrecerla es un hándicap para una posterior venta.

Después de leer este post ya conoces diferentes modelos de negocio para app y como monetizar con estas. ¿Deseas tener tu propia app? No dudes en tu respuesta, ya que es una gran ventaja y oportunidad para tu empresa, proyecto o negocio.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

.Estás en el punto de partida?

Contacta con nosotros y cuéntanos tu proyecto.

Mapa de ubicación dentro de la sección método App&Web
Estamos en:

C/ Gracia, 12 1ª Planta Granada (18004) Granada

623 02 64 34

 contacto@appandweb.es

Follows
Shares
Share This
¿Necesitas ayuda?